jueves, 29 de noviembre de 2018

L'escopinya i el Cuco

View this post on Instagram

·L'escopinya i el Cucó· 🏙: C/ Vallespir, 136. 📝💶: 2,95€ 🍟🥔: Tremendos gajos de patata de la variedad Mona lisa que, sin dudar ni un segundo, ubicaríamos en la sección de tallas grandes. Una entera te llega a caber medio doblada en la boca, pero no te arriesgues a decir Pamplona, a no ser que quien tengas delante te importe un carajo. Me sorprendió que busquen que no crujan del todo (en serio, lo hacen aposta), quieren que queden algo blandas. Son unos fans incondicionales del Tomás, y este es su particular homenaje. 🌶🔥: El potente allioli que ha hecho famosa a la pollería Pollastríssim, la hermana mayor del Cucó (a dos pasos del local) y que se hace a base de aceite de girasol, ajo a saco y una nota de limón. Esas hierbas que despuntan, cual prado alpino ahogado por la nieve, son una mezcla de especias maceradas en aceite de oliva con unas evidentes reminiscencias suramericanas al son del chimichurri. 🍻🍴: Así es como se crea una vermutería moderna pero sin abandonar las raíces de antiguo local de barrio. Sobre las cenizas de una bodega tradicional, esculpieron esta luminosa taberna que conserva la curiosa estructura ancestral (con pequeño patio interior) de esta zona del barrio de Sants. La carta, que tira de clásicos, tiene curiosidades como las mollejas de pollo que no os deberíais perder. Llama especialmente la atención lo moderado de sus precios. #L'escopinyaielCuco #Sants #bravasBCN

A post shared by Patatas Bravas Barcelona (@bravasbarcelona) on

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Salut i braves!